1.- CUELLO HACIA DELANTE:


Sentado cómodamente, con hombros relajados y manos colocadas por detrás de la cabeza.

Tire de la cabeza hacia debajo de modo que la barbilla se desplace hacia abajo para tocar el pecho. También se puede realizar de pie.

Variante: HACIA DELANTE CON RESISTENCIA:

  1. Mantenga ambas manos contra la frente. Trate de mover la cabeza hacia delante, pero resista el movimiento con las manos. Mantenga esta postura por unos segundos. Relájese.
  2. Coloque las dos manos detrás de la cabeza. Empuje con la cabeza hacia atrás contra las manos, haciendo fuerza con éstas hacia delante, de forma que la cabeza no se mueva. Manténgase.


Guarda el enlace permanente.