2.- INCLINACIÓN LATERAL DEL CUELLO:


  1. Sentado o de pie, pero cómodamente y con hombros relajados. Coloque la mano izquierda sobre el lado izquierdo de la cabeza. Mueva la cabeza hacia abajo y hacia el hombro izquierdo lentamente, procurando mantener la cabeza recta mientras esta se inclina. Mantenga la postura por un momento y vuelva la cabeza a su posición central, sin despegar la mano de la cabeza durante el ejercicio.
  2. Repítalo al menos dos veces.
  3. A continuación, cambie la posición para tirar de la cabeza hacia el hombro contrario.
  4. La mano se usa para sostener la cabeza y no presenta ninguna resistencia al movimiento.

DOY UN PASO MÁS.- También puede llevar su oreja hacia abajo y hacia su hombro derecho y relaje el cuello tanto como sea posible. Sin ser ayudado de la mano (Este ejercicio se debe realizar cuando tenga tono en la musculatura cervical evitando así alguna lesión). Sienta el estiramiento en el lado opuesto. Mantenga esta posición unos instantes y suelte. Repita hacia el otro lado.

Variante: HACIA EL LADO CON RESISTENCIA:

  1. Sujete el asiento de la silla con la otra mano (si decide estar sentado realizando el ejercicio). Para empujar en lugar de tirar, coloque una mano sobre el lado de la cabeza y empuje hacia abajo con la cabeza contra la presión de la mano, resistiendo el movimiento a medida que trata de tocar el hombro con la oreja, de forma que la cabeza no se mueva. Mantenga esta postura por unos segundos. Relájese y repita hacia el lado opuesto.

  2. Ponga la mano izquierda contra la sien izquierda, tratando de bajar la barbilla hasta el hombro izquierdo, sin dejar que se mueva la cabeza. Manténgase así. A continuación se coloca la mano derecha contra la sien derecha y se hace lo mismo pero hacia la derecha y abajo.
Guarda el enlace permanente.